OLEADAS DE IGUALDAD

OLEADAS DE IGUALDAD

 

El año 2018 que acabamos de cerrar supuso el despegue de la Cuarta ola feminista.

Hechos tan destacados como la huelga Feminista del 8 de Marzo, las mujeres españolas lograron el jueves 8 de Marzo una movilización sin precedentes contra la desigualdad de género en todas sus vertientes y situaron a España a la vanguardia del feminismo mundial. Centenares de miles de personas inundaron las calles en 120 ciudades, los paros parciales de UGT y CCOO  fueron secundados por seis millones de trabajadores, según las centrales. Pocas veces una movilización tiene tanto éxito antes incluso de celebrarse.

En cambio, eso es precisamente lo que ha ocurrido este año en España con el 8 de Marzo, el Día Internacional de la Mujer. Se abrieron todos los debates sobre desigualdad de género (corresponsabilidad y cuidados familiares, brecha salarial y de pensiones, discriminación laboral, techo de cristal, acoso y violencia sexual)

La huelga feminista colocó a España a la vanguardia del movimiento por la igualdad de sexos bajo el lema:

“Si nosotras paramos, se para el mundo”

Era el único país en que se había convocado una movilización que fuese acompañada al tiempo por un paro laboral. Y eso tuvo eco en los principales medios de comunicación internacionales, que realizaron una amplia cobertura de la jornada.

El año 2018 fue importante para nosotras, pero no olvidemos que nuestros derechos fueron en muchos casos ninguneados. Muchas sufrieron violencia de género, muchas fueron asesinadas a manos de maltratadores y violadores, y sufrimos sentencias más que polémicas que dejaron a la justicia en entredicho.

Este año que iniciamos tiene que ser el nuestro. Tenemos que lograr la igualdad entre hombres y mujeres en todos los ámbitos y no dar ni un paso atrás en la conquista definitiva de todos y cada uno de nuestros derechos.

Las mujeres españolas, muchas de ellas, han decidido que no van a tolerar que se dé ni un paso atrás en el largo y duro camino de la igualdad de derechos, no solo ante la ley, sino, sobre todo, ante toda la ciudadanía.

Ni un paso atrás, que sea algo más que un buen eslogan.

Compartir en: